Etiquetas


El futuro no es algo que esté esperándonos graciosamente, detenido en algún lugar por donde pasaremos con seguridad. El futuro es una construcción diaria, constante, que edificamos cada día. No existe un lugar en el futuro, no hay espacios ni sitios que visitar. Los lugares y los sitios se concretarán a medida que nosotros vayamos edificando nuestro futuro.

Por esto me asombra que la clave del Método Wattles sea pensar, visionar una imagen como queremos que sea. Porque esa imagen no debemos imaginarla en el futuro, sino en el presente actual y concreto. La idea es algo complicada, pero si no trato de entenderla se que el Método de Wallace Wattles no funcionará para mí.

Es decir, si yo quiero una casa grande y bella, pero me la imagino, y me imagino dentro de la casa, pero tengo canas y setenta años a cuestas, eso no ocurrirá. Es decir, es como que el futuro se escapará hacia el futuro. La visión debe ser ahora, en este instante quiero la casa, en este momento quiero que ocurra algo, porque después es el futuro, y el futuro no existe.

Por supuesto que la casa no se materializará ante mis ojos, y que demandará tiempo, mucho tiempo inclusive quizás, hasta que me llegue. Esto depende de mi fe y de lo clara de mi visión. Pero mi visión debe ocurrir ahora, no en el futuro. De esa forma, la sustancia creará mi casa lo antes que materialmente pueda, la pondrá en marcha, y la tendré.

Technorati tags: | | |

Blogalaxia tags: | | |