Cuando el subconsciente nos traiciona


Por increíble que parezca, una de las cosas más difíciles que me ha pasado en la búsqueda de cumplir mis deseos, ha sido ponerme de acuerdo conmigo mismo en qué es aquello que realmente deseo. Parece una exageración, pero es absolutamente real, y creo que si uno se examina a sí mismo un poco, descubrirá que lo que uno cree que desea que le ocurra en el futuro no es lo que uno realmente desea.

Parece un trabalenguas pero no tengo otra forma mejor de escribirlo. Ya lo he escrito antes en este blog. Muchas veces creemos que deseamos algo, incluso muy profundamente, pero en realidad nuestro subconsciente conspira en contra de eso porque en el fondo nuestro deseo es que no se produzca. Y si miramos en detalle, incluso a veces podemos detectar ese sentimiento oculto.

Me ha pasado que deseaba profundamente concretar un negocio, con todo el deseo del mundo. Pero de repente descubrí que había algo en mí que conspiraba para que yo dejara de trabajar en esa empresa. De este modo, si el negocio no se concretaba, aumentaban las posibilidades de que yo tuviera que dejar forzosamente de trabajar en la empresa. Es decir, al mismo tiempo que deseaba el éxito de ganar el negocio, mi mente conspiraba porque yo en el fondo de mi subconsciente quería dejar de trabajar para esa empresa.

El hecho de que descubramos como a veces nuestra mente trabaja en contra de nuestra conciencia, tampoco significa que podamos arreglarlo, es decir que sea fácil encontrar la forma de alinear nuestro deseo con nuestro inconsciente. En el caso que mencioné como ejemplo, me costó errores alinear el deseo con lo que nuestra mente desea, aunque parezca otro trabalenguas.

Y para eso sí que aún no he descubierto la receta.

Anuncios

7 comentarios sobre “Cuando el subconsciente nos traiciona

  1. Saludos Wallace, estoy leyendo al ciencia de hacerse rico por 2da vez y me acabo de dar cuenta que no se lo que quiero realmente, esto acabo de leer en tu post, me lo acaba de confirmar, mi subconsciente me traiciona, a veces creo que estoy tan segura de lo que deseo y luego me entra esa duda o el deseo de buscar otra cosa, wao es tan compluicado, pero me entiendo

    Me gusta

  2. Saludos Ana y Beatriz, saben cuando somos muy creativos nos pasa eso, yo he iniciado varios proyectos fuera de internet y siempre estaba ese diablito o vocecita interna que te dice que no te van a salir bien las cosas y como todos sabemos el subconsciente es mas fuerte que el consciente, tenemos que trabajar en fortalecer nuestra mente consciente para educar al subconsciente, una coach con la cual coji un curso me enseñó este ejercicio y me ha ayudado

    crea un mantra, es decir, un pensamiento positivo para contra-restrar el negativo
    cada vez que pienses algo negativo vira ese pensamiento a lo opuesto, por ejemplo si vas a iniciar un proyecto visualiza los resultados que tu esperas de ese proyecto y disfrutalo como si ya los tuviera, y cada vez qe te llegue un pensamiento negativo a la mente piensa en los resultados que tu deseas de ese proyecto y asi sigues practicando todo el dia,

    puedes crear un mantra diferente cada dia y veras que poco a poco vas eliminando esa sustancia toxica negativa de tu interior y desde que abras tus ojos por la mañana y durante el dia busca algo por que dar gracias a Dios o a quien tu quieras, pero da gracias, yo te digo Dios por que yo creo en Jesus y Dios, la gratitud tiene un poder enorme

    cuando yo decidi entrar al mundo de los negocios en internet ya llevaba años pensandolo y siempre me llegaba la duda que no me dejaba avanzar, siempre buscaba una excusa para comenzar, hasta que comencé a rodearme de coaches y mentores fue que arranqué, y aun todavia practico mis ejercicios para mantenerme en enfocada en un proyecto a la vez, eso es muy importante un proyecto a la vez, a mi me ha costado lograrlo, pero ahi vamos..

    no se den porvencida, no podemos dejar que ese otro ser debil que vive dentro de nosotros gane la batalla

    Me gusta

  3. Me gusto el artículo, la verdad es algo sobre lo que me di cuenta hace tiempo. Es increíble el poder que tiene el sub-consciente sobre nuestra forma de pensar y actuar.

    De acuerdo a Wallace este poder solo puede ser dominado mediante la repetición de un resultado definido que queremos lograr, mezclado con la emoción de gratitud como si ya lo obtuviéramos. Esto provoca la FE y parafraseando lo que Jesús dijo, la fe puede mover las montañas.

    El hacer esto me permite encontrar grandes oportunidades en medio de las crisis y por otro lado el no practicar este principio me impedía ver las grandes oportunidades con las que contaba.

    Saludos.

    Me gusta

  4. Es cierto, a mi me ha pasado, he tratado de que en mi negocio aumenten los ingresos con la ley esa de la atracción y no me ha funcionado. Siento que mi subconsciente me traiciona.
    El problema es como poder programar correctamente el sobconsciente.
    He bajado programas subliminales gratuitos pero no me han funcionado como yo quiero.

    Me gusta

  5. Estoy de acuerdo con vosotros. Reprogramar el programa que hay en el subconsciente no es nada fácil, siempre está ahí la vocecita del ego que te llena de dudas porque en definitiva te quieres salir del programa y no acepta cosas nuevas. Es muy tozudo el ego.
    Yo he logrado cambiar actitudes que no me favorecían para conseguir mi deseo a costa de mucho esfuerzo, y últimamente he dado un giro total y resulta que me siento muy bien, feliz, porque con este nuevo enfoque el trabajo me resulta más sencillo.
    En lugar de centrarme en las imágenes de lo que deseo y que me generaba agotamiento, ahora cada vez más me centro en la sensación que me produce el deseo conseguido y poniendo la atención en el poder del Espíritu o Sustancia, sabiendo que es todapoderoso, quien lo crea y quien lo mantiene si yo soy firme en mi voluntad de no ceder a la duda. Es que ya no tengo dudas. El Espíritu es quien todo lo crea, no yo.
    Partiendo de aquí, en mi interior vivo la esencia magnífica de ese deseo, y no estoy haciendo caso a lo que me dice el exterior porque estoy asimilando que el exterior es el pasado, lo que he creado con anterioridad según lo establecido por mi programación.
    También estoy amando y agradeciendo al Espíritu lo mucho que me ama ya que nos concede todo aquello que queramos a condición de que lo sintamos como verdadero en nuestro interior, diga lo que diga el exterior. El Espíritu siempre nos da aquello que nos atrevemos a sentir.
    Humberto ¿te ha dado por reflexionar que al insistir en querer aumentar los ingresos estás aceptando que no tienes lo que quieres? ¿Es posible que veas que estás dividido entre lo que sientes que tienes y lo que quieres? ¿Qué fuerza tira más? ¿Te estás dando cuenta que lo real para ti es lo que tienes en el día a día en lugar de que lo real sea lo que tu sientes en tu interior? (Disculpa si me estoy entrometiendo)
    El trabajo en mi opinión consiste en estar concectada al poder del Espíritu y en convencerme de que tengo lo que quiero en mi interior. Este es mi verdadero mundo sobre el que tengo poder, y no en el exterior que me lo niega. Es en el interior de cada uno donde está la causa de lo que luego verá en el exterior como efecto.
    Mil gracias a todos.

    Me gusta

Que opinas? Deja tu comentario aquí

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s